lunes, agosto 16, 2010

Sigo siendo la misma, cometiendo los mismos errores creyendo que puedo perdonar cuando en la mente llevo marcada la lista de todo lo que me han hecho y peor aun, la mayoría de esas heridas siguen doliendo. Así es que ya saben de donde me viene tanta amargura, es el hecho de que nunca e sabido perdonar y mucho menos olvidar. El pesimismo y la amargura son contagiosas haces bien en mantenerte alejado de mi.

5 comentarios:

pocketsucks dijo...

Perdonar sin perdonar, forzando silencios cuando tienes tanto que decir. Estas construyendo un castillo de naipes, tan hermoso pero tan frágil, y entre mas alto lo construyas mas fuerte sera el estruendo de su caida.

R. dijo...

Según el Talmud, "Perdonar a tus enemigos es la mejor venganza." Yo creo que es mentira. Nunca olvides.

Juan Carlos T. V dijo...

nadie puede mantenerse lejos de todo siempre algo ,alguien o algun objeto nos trae a la realidad siempre ...pero tenemos un hermoso consuelo...la poesia...

Migue dijo...

Te veo y no me ves,voy a tomar distancia.No se puede vivir sin aprender a perdonar.LLega un momento en que tras mucho aprender,al comprender,comprenderte,ni te hace falta perdonar,solo comprender, aceptar alcanzando tu paz,armonía.

Pablo Mariosa dijo...

Cuando leo lo que escribís, antes que pensar en amargura y pesimismo, pienso que sos muy humana, y eso es una bendición y una maldición a la vez.

Creo que lo importante es aprender a aceptarnos tal cual somos, lo cual no es para nada fácil...

¡Nos mantenemos en contacto!

Un beso,

Pablo